Sentires, desde mis tripas.

En años anteriores, me unía al grito de “mugrosos reyes” no me trajeron nada o como decía el Zapaterooo me trajeron puro chile que, combinado con un jitomate, ajo, cebolla y sal se puede hacer una buena salsa.

Ahora más consciente y después de mi sesión, pude ver que este año, me trajeron un gran DON.

Ayer antes de continuar con la tarea pensé en hacer una carta e ideé buscar imágenes en internet y tipografía que pareciera que lo escribí a mano, muy digital el asunto, mientras pensaba qué pedir mi otrora yo dijo, mejor agradece. 

Busqué entre mis curiosidades y recordé que tenía stickers en forma de estrella y sí, en color oro viejo pegué tres al centro, tomé las crayolas y escribí un colorido gracias en una cartulina que reciclé.

Desperté porque sentí que me movían la cama… era yo que estaba zapateando, en mi sueño estaba bailando una canción norteña, me divertía, hacía memoria de lo soñado y recordé que tenía un sueño donde buscaba al culpable de lo que sucedía en ese momento, era perseguida como en el promedio de las pesadillas… ¡Claro! Me desperté con esa inquietud y la frustración de no saber quién era el malhechor, ¡Ah no cabeza ahora te duermes y lo descubres! Y sí, me dormí y continué con el sueño y descubrí qué es lo que había detrás de esos seres en forma de gotas que guardaban unos documentos que estaban extraviados y de los cuales me culpaban, todo había sido orquestado por el señor que cuidaba la hacienda, a ese no lo vi ni sé qué lugar era, también tenía mi gabardina, me la puse y salí al patio donde me esperaba un impacientito que tenía y sus padres, les di los documentos y me invitaron al jardín donde había una gran reunión, ellos vivían lejos de la ciudad y cada mes hacían un baile para las personas que vivían cerca, me dirigía a la habitación donde estaban mi mochila, no me dejaban llegar a ella pues me invitaron a bailar, uno, otro y otro, al fin pude alcanzarla y uno más me invitó a bailar, me colgué la mochila y comentaba con el compañero de baile, no entiendo cómo puedo bailar con la gabardina puesta y mi mochila, he de estar soñando… me desperté moviendo los pies. 

Cuando se busca el motivo, se encuentra sentido.

Gracias queridos Reyes Magos

AleskaHadaVerde

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A <span>%d</span> blogueros les gusta esto: