Sentires, desde mis tripas.

Entradas etiquetadas como ‘Independencia’

Bajé afligida del microbús

En el tercer transporte de regreso a casa iba sentada alerta a todo lo que subiera al microbús, un chico con audífonos que venía cerca del conductor movía su cabeza al compás de lo que su celular sonaba, con cara de fastidio mira el celular y contesta una llamada… era inevitable no escucharle, siempre se alza la voz al llevar audífonos.

Con una voz apesadumbrada contestaba a lo que supuse es su novia:

“no manches, vengo en el pinche transporte y de pie, todo el día estuve parado en la isla y no inventes no esto y de humor todo el día metido en ese puto trabajo de mierda, no sabes cómo es…

bueno sí también pero no se compara con el mío…

ay sí yo también te quiero ver te extraño mucho y el domingo que nos vimos…

ah sí el lunes, ¡mira! ¡Ves! Ya ni sé qué día vivo, te digo que esta de la verch y luego para la chingaderita que pagan o sea, no es posible que tenga que sufrir todo esto…

y luego para colmo me estoy quedando sin datos es que no sabes, o sea, pinche gente porqué acepta planes de datos tan limitados, o sea nos toca como de a cinco megas por cabeza y luego estos cuates con los que vivo no tienen un internet normal y no manches yo no voy a pagar por más ya no voy a ver nada en casa así que mándame msg o me llamas porque no voy a seguir gastando…

bueno, no eres tú claro que te extraño, pero entiéndeme, es más mira, me invito fulano a la fiesta de XV de su sobrina y él me cae muy buen, algo puede salir de allí y a la sobrina le caí muy bien porque le ayude en unas cosas entonces tengo que fomentar esa amistad ya sabes pero putamadre! Es el mismo día de la comida de navidad de los de la isla y ni modo que no vaya o sea también quiero ir porque pues tengo que ir y o sea no creas que está chico me siento bien comprometido, pero también bien presionado no puedo con todo no mams y además ya no tengo tanto en la despensa estos cuates ni invitan nada y yo tengo que gastar mi comida, esto no es vida sino fuera por ti…

si bebé lo sé, pero tu también entiéndeme no puedo con todo, o sea si te voy a ver ahorita me quedo sin el pasaje de regreso o no podré comer…

ay sí pero ni modo de que siempre que te voy a ver me traiga algo para la semana tampoco está chido o sea sí me ayuda pero no inventes…

no puede ser o sea que puta vida, nada se puede, todo está caro hace tres meses que no puedo comprarme ni un par de tenis y luego tu te pones intensa o sea, todos me presionan…. Pues sí, pero se supone que tú me debes calmar no presionar, neta que estoy a dos de renunciar al puto trabajo, pero y los otros también están bien culeros y…

nel ya te dije que no voy a regresar a ese hasta que me pidan perdón, o sea, si lo necesito, pero también tengo dignidad, me cae que es estúpido que me lo digas zutana ni parece que me quisieras…

nel me voy a mi casa a ver si alguien ya compró jabón para lavar mi ropa es que no manches yo lo compré la otra vez y nadie quiere poner.

¡ah! y no te dije que quieren hacer intercambio y tampoco me alcanza o sea te digo que puto trabajo de mierda no me alcanza para nada ni sé porque estoy allí y mejor ni lo pienso porque neta veo a ver quién me invita un trago porque neta que ya no puedo…

nel ya te dije que no me conviene ir a tu casa…

neta si te vas a poner así mejor ya no te voy a llamar (sollozo) eres mi novia y me tienes que apoyar como yo lo hago cuando tu tienes pedos”.

 

Pienso en todo y en nada, ¡cuánta presión! para el chico,  entre el miserable sueldo que tiene, la presión por ser diciembre donde todos se tienen que amar y limar aspereza y etc., una novia que sí le “aguanta” pero que no se pone en su lugar de ser sufriente, en vivir independientemente de sus padres, pero dependiente de los compañeros de cuarto. En una ciudad que el costo en verdad no deja independizarse bien, así sin pedirle a nadie y menos en un departamento si acaso una viviendita, claro entre más lejos más barato, perder la vida en el traslado tampoco está lindo, no es nada tentador, será por eso que ahora los chicos les cuesta más trabajo salir de casa de los padres, sí es la comodidad, y la realidad, es que no alcanza y menos si se trabaja honradamente.

AleskaHadaVerde
diciembre 2019

Reflexionando sobre este Mexiquito

Recordando los trabajos del Dr. Luis Féder como el psicogenoma de la violencia humana y los hijos no deseados, me surge la pregunta de, si todos los que arremeten abusando de su puesto, posición, poder -como quieran llamarle- en particular de los policías, judas, madrinas, rateros, ladrones, microbuceros, y todo aquel que hace desmán, acaso serán malparidos, hijos del ‘chilazo’ como se les dice vulgarmente en ese mexiquito, de esos que se supone D-os mandó, de esos que tiran, abandonan y niegan.

La violencia engendra violencia, los habitantes de este México y del mexiquito que muchos niegan están… estamos más que enojados y a la espera de cualquier momento de provocación para responder, son años de acumulación de frustraciones, desengaños, desilusiones y esas, también se heredan, esa furia contenida tantos siglos hoy esta presente y a nivel mundial, no solo es este país, en el que sobrevivo, donde muchos cohabitamos, donde pocos hacen conciencia.

No solo es despertar, es hacerse consciente de uno mismo, las responsabilidades que adquirimos al ser ciudadanos, de la corresponsabilidad de eso que se llama gobierno, de eso que la revolución y la independencia dejaron… no sé donde yo ya no lo ví, eso es lo que hay que recuperar no solo es de allá también es de acá.

Ante tanta tecnología nos estamos haciendo menos humanos, menos sensibles.

AleskaHadaVerde

Nube de etiquetas